cuidado hijo

¿Cuánto cuesta un/a hijo/a?

De media, una familia gasta anualmente unos 15.000 euros en el cuidado de un hijo/a pero la mayoría no lo presupuestan

Según el II informe ‘Lo que cuesta criar un hijo’ de CEACCU (Confederación Española de Organizaciones de Amas de Casa, Consumidores y Usuarios),  el gasto medio anual por niño/a durante su primera etapa de vida oscila los 15.000 euros. Hacer un presupuesto de los gastos anuales del cuidado de nuestros hijos/as, es un factor clave para tener controlado el dinero y no llevarnos sorpresas después. Hoy en Familiafacil.es vamos a darte una serie de consejos para presupuestar tus gastos:

Haz una estimación de los gastos

Si has dejado un depósito en la guardería o has contratado a un/a canguro, puedes hacerte una idea de lo que te costará al mes esta parte del cuidado de tus hijos/as. Ten siempre en cuenta los extras que tendrás que pagar en un futuro para hacer una estimación anual de los gastos para no sorprenderte después.

cuidados hijo

Identifica los mayores gastos

Haz cálculos de lo que sueles gastar en tus cosas y después súmale los gastos de tus hijos/as. De esta manera, tendrás controlado en qué inviertes el dinero y te darás cuenta de que quizá gastas demasiado en algo de lo que podrías prescindir.

Ajústate el bolsillo

Cuidar de los hijos/as implica sacrificar o minimizar algunos caprichos que antes nos dábamos. Toca reducir los gastos de aquello que no es esencial. Por ejemplo: comer en restaurantes (limitar las salidas y comer más en casa), compras (comprar lo justo y necesario), regalos (reducir los gastos y poner un límite asequible de precio), etc. Haz un seguimiento de esos gastos “no esenciales” y mira en cuál de ellos sueles gastar más.

cuidados hijo

Tener unos “ahorros de emergencia”

Es imprescindible tener un dinero ahorrado por lo que pueda pasar y no tocarlo a pesar de todo. Este fondo puede salvarte durante unos meses si surge una pérdida de empleo, un evento inesperado o cualquier otro gasto imprevisto.

Ahora ya puedes empezar a realizar un presupuesto anual y tener controlados todos los gastos para que no te lleves más sorpresas. Contrata a un/a cuidador/a de niños/as para que te eche una mano y sea todo más fácil durante el nuevo curso escolar.